La industria juguetera vuelve a las cifras de ventas de 2010 - deGerencia.com
NOTICIA

La industria juguetera vuelve a las cifras de ventas de 2010

La industria juguetera culminará previsiblemente esta campaña con datos de ventas próximos a 2010, es decir, pasará página definitivamente a la crisis con un crecimiento estimado del 6% incluso con cálculos conservadores, y una recuperación consolidada del mercado nacional, síntoma de la reactivación del consumo. Hasta el efecto del «Black Friday» se ha dejado notar positivamente para estos artículos infantiles, aunque por fechas no coincidía exactamente con el periodo más usual de estas compras, que se concentran en diciembre.»Estas semanas los datos nos empujan a ser optimistas, mes a mes las ventas han ido comportándose bien, desde enero, y en agosto y septiembre excepcionalmente con un 10% y un 11% de crecimiento, que nos trasladan a cifras de 2010″, resume el presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ), José Antonio Pastor. A fecha de 30 de septiembre, el crecimiento acumulado de las exportaciones era del 13,46% en comparación con el mismo periodo de 2014, con un volumen de más de 450 millones de euros y un 98% más en Estados Unidos. Está por ver el efecto sobre el consumo del clima de emergencia en Francia -un cliente fundamental- tras los atentados, aunque la mercancía ha pasado la frontera y está servida. Otro síntoma de la pujanza se ve en que incluso se está generando empleo para atender pedidos de última hora, algo poco usual, si bien se trata de mano de obra indirecta, de refuerzo en la industria auxiliar subcontratada, como la inyección de plástico. «En lugar de producir para el menaje del hogar o la automoción, sacan piezas para el juguete», precisa el representante de este sector que sigue teniendo su núcleo neurálgico en el interior de la provincia de Alicante, en los municipios de Ibi y Onil, y ahora también en la capital, después del traslado de Famosa, el líder nacional y una de las firmas referentes en todo el mundo. No es la única con proyección internacional, hay otras como Injusa, que mantiene una cuota del 80% de su fabricación destinada a la exportación y acaba de crear una sociedad en México para su «consolidación» en este mercado, además de trabajar para adaptarse a la «normativa compleja» de China con la estrategia de comercializar sus gamas también en el gigante asiático, tal como señala su gerente, Luis Berbegal. «En España, este año es una alegría para todos ver una campaña más animada». Con estas palabras corrobora el balance provisional de AEFJ, sin olvidar la «cautela» porque más de la mitad de las ventas están por llegar estos días previos a Reyes Magos.Amazon y otrosA diferencia de los videojuegos, un «enemigo» para el sector por suplantar el modelo de juego más tradicional, Internet se está convirtiendo ya en una arma de indudable potencial de expansión del mercado. «Nadie se quiere quedar fuera de este juego, la venta on-line ya representa para nosotros una cuota nada despreciable, tenemos nuestra propia tienda on-line, donde nos compran el 10% nuestros clientes, y vemos mucho crecimiento y velocidad», explica este directivo, segunda generación de una empresa familiar ibense. Además de los consumidores finales, Injusa recibe pedidos de empresas de distribución que tienen su propio portal, como Amazon o Toys R Us. Una muestra de ese auge, que espolea a otros conocidos, como Toy Planet o El Corte Inglés. «Internet va a más y el juguete no es ajeno, han entrado operadores a vender en este canal y hay países de nuestro entorno donde el porcentaje es ya muy importante, en Francia entre el 20% o el 25% y en el Reino Unido el 30%», precisa el presidente de AEFJ. Esta auténtica revolución también tiene sus límites, ya que muchos de los juguetes son voluminosos y no se pueden enviar a domicilio por el coste de los portes, apunta Leticia Ruiz, de la cadena Superjuguete, que integra con 39 tiendas propias y asociadas el grupo Demaretoys en Madrid, Alicante, Ciudad Real, Córdoba, Valencia, Gran Canaria, Melilla y varias provincias más. «No es como la ropa, que en un paquete pequeño te lo montan y ya está, aunque sí se nota que mucha gente mira primero por Internet lo que quiere y luego viene», relata. Influyen también en este desarrollo emergente pero algo más tardío del comercio electrónico los hábitos culturales españoles, ya que madres y padres suelen convertir estos fines de semana de ambiente «juguetero» en una excusa para salir. «Les gusta venir los sábados con los niños, es una forma de pasar el tiempo», describe Ruiz, que también ha notado la animación en las ventas en la presente campaña, en su caso, durante el mes de noviembre, tal vez favorecidos por haber ofertado un 30% de descuento. Aunque también florece una tercera vía, entre la compra on-line y la presencia. Coinciden también en Superjuguete e Injusa en que hay otro tipo de cliente que va a más: el que hace su pedido o reserva en la red y luego se acerca al establecimiento para recogerlo, sin gastos de transporte. Finalmente, Internet también representa un recurso de última hora, en un mercado impredecible en el que todos los años se agotan muchos de los artículos más demandados. «Cuando la gente no lo encuentra, mira en la red y nos llaman por teléfono desde toda España, entonces sí que pagan lo que sea, portes incluidos, porque van a la desesperada», narra Ruiz. Como ejemplo de juguete de éxito indiscutible este año, cita el Centro de Mando de la Patrulla Canina. Ahí radica una de las dificultades de gestión en tienda, ya que entre enero y febrero se aprovisionan y formalizan todos sus pedidos sin poder adivinar qué productos tendrán más aceptación y sin poder arriesgarse en exceso a acumular stock de otros que no cuajan como se esperaba. Para los padres, el consejo de AEFJ -interesado, para reducir la estacionalidad- es que planifiquen sus compras con antelación y piensen en los gustos estables del niño, no en lo que pide puntualmente porque está de moda. GPS y control remoto Otra tendencia de futuro y ya presente se aprecia en la incorporación de nuevas tecnologías que asemejan al juguete convencional y el videojuego. En Injusa, sin ir más lejos, fabricante de bicicletas, triciclos, coches, motos y montables, todo con ruedas, han introducido simuladores GPS, conexión por radio o control remoto de vehículos grandes, señala Berbegal.»Hay sinergias y oportunidades, la conectividad y otras innovaciones técnicas, en lugar de ser una amenaza, se presta a innovar», apostilla Pastor. En cualquier caso, la solidez de esta industria parece a salvo de modas, porque su facturación en las exportaciones no se resintió ni siquiera en los años de atonía del consumo nacional…



  • Ver original en Diario ABC
  • Publicado el martes diciembre 8, 2015
  • Noticia local de España


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.