Nos pasamos la vida cabreados - deGerencia.com
NOTICIA

Nos pasamos la vida cabreados

Leeras muchos libros en los que te ayudan a vivir, en los que te dicen que el amor es la paz con uno mismo y que las pertenencias tanto como vienen se van.

Pero no he leído ni he visto a nadie, que reconozca, que nos pasamos las 24 horas del día, CABREADOS.

Si, cabreados, de mala ostia, enfadados, que no hay quién nos aguante, como tú quieras llamarlo… Pero es así como nos pasamos la vida, CABREADOS.

Desde que nos levantamos hasta que nos acostamos, estamos cabreados.

Nos cabreamos porque no tenemos leche para desayunar, por el pesado del coche de delante que parece que va pisando huevos, nos cabreamos porque nuestro compañero de empresa está llegando más alto que nosotros, nos cabreamos porqué la cama está fría al entrar en ella, nos cabreamos porque los vecinos de al lado están teniendo una noche tórrida de pasión y nosotros estamos agarrados a la almohada y ya, nos cabreamos porque pensamos que la gente pasa de nosotros y no les importa nuestra vida…

Vivimos cabreados las 24 horas del día. ¿O es que nadie ha tenido un sueño en el que estaba cabreado?

Pero en esta era de la paz y la felicidad, también nos cabreamos porque nos dicen que para meditar nos dicen que tenemos que tener la mente en blanco, y lo único que conseguimos tener en blanco, es el frigorífico.

Vivimos cabreados las 24 horas del día.

¿Cuándo sabrás que éste es tu estilo de vida?

Cuando te escuches a ti mismo o pidas a alguien lo haga por ti, y cada vez que vayas a hablar y digas una frase que comience por “Es que la culpa es de….“, te pellizques o te de un capón la otra persona. A parte de los dolores que puedas tener por las leches que te han dado o por los pellizcos te has dado, te darás cuenta, que :

SIEMPRE LA CULPA DE TUS MALES SIEMPRE LA TIENEN LOS DEMÁS.

Escuchando durante 7 días a las personas, exclusivamente en sus males y excusas, siempre eran los demás quienes eran los culpables de que estuvieran en la situación en la que se encontraban.

Porqué luego, quien dice que asumia la responsabilidad de sus emociones, lo que hacia era regodearse en sus males , no haciendo nada al respecto. Bueno esperando que los demás, lo sacasen de ella.

¿Por qué estamos cabreados?

PORQUE NO NOS GUSTA NUESTRA VIDA.

No nos gusta lo que estamos viviendo o experimentando. No nos gusta la pareja que tenemos. No nos gusta el trabajo que tenemos. No nos gusta la suegra que tenemos, no nos gusta como nos tratan los amigos, no nos gusta la ciudad en la que vivimos…

Estás cabreado por…………. y rellena tú aquí cuál es el motivo de tu cabreo diario.

Observarás, que el motivo de tu cabreo es :

.- Siempre algo externo a ti. Siempre la culpa es de los demás.

.- Y pudiendo hacer algo para solucionarlo, prefieres vivir cabreado, que en modo acción. Principalmente porque tienes miedo a mancharte las manos y solucionar tu vida. Tienes miedo a ser feliz, o al menos a estar en paz contigo mismo.

Ante un cabreo, hay diferentes soluciones al mismo:

1.- Como bien dice mi madre, “no hay que darle importancia”.

A nada hay que darle importancia, a todo ha y que pasar de ello y seguir adelante.

El inconveniente que tiene todo esto, que vas acumulando el enfado, sobre todo si es una situación que se repite constantemente .

2.- Un segundo método, puede ser romper cosas para relajarte.

Verás métodos como el reírse, romper coches ( de forma controlada, por favor ), irte a correr, sexo o lo que te haga descargar adrenalina…

¿Pero después de haberlo hecho, optas por seguir tu vida o por tomar cartas en el asunto?

3.- El método más efectivo.

Imagina que el cabreo que llevas, tiene forma de persona. Tu forma. Ponte delante de un espejo o de lo que quieras, pero imagina que tu “yo cabreado” te expresé lo que le pasa. Déjale que se expresa, que vomite todo lo que quiera, en definitiva, que se quede tranquilo y no se deje nada en el tintero.

Ahora que ya está relajado tu “yo cabreado”, es tu turno y de forma objetiva siempre, con una mentalidad abierta y no creyendo “al 100%” que tu ” yo cabreado” tiene la razón más absoluta, lanzale estas preguntas:

.- ¿Por qué crees que tienes la razón?

.- ¿Existe una razón por la que ya no tendrías razón?

.- ¿Es un tema tan importante y vital en tu vida para ponerte cómo te has puesto?

.- ¿Qué solución hay para dicha situación en la cuál eres tú el que va a dar el primer paso?

Hay que ver el cabreo desde diferentes situaciones. No hay que estar “cerrado” y pensar que sólo tú, eres quién tiene la razón. Porque mientras piensas eso, seguramente estarás perdiendo amistades, oportunidades, aprendizajes y sobre todo , dejar de estar cabreado contigo y con la vida misma.

No te digo que nunca tengas razón, otras te aseguro que estarás muy equivocado, pero vivir cabreado es la peor fuga de energía que un ser humano puede sufrir, porque seguramente , es incapaz de provocar un simple chasquido en su vida, que haría que las cosas cambiasen.

Así que recuerda:

.- VIvir cabreado con el mundo es la peor fuga de energía que puedes sufrir.

.- Si estás cabreado con el mundo entero y crees que la culpa la tienen los demás, empieza a mirar qué has hecho mal tú, porque seguro tienes gran parte de culpa de ese cabreo.

.- Hazle preguntas a tu cabreo y muchas veces te darás cuenta, que el primer paso para “descabrearte” empieza por uno mismo.

.- La mayor parte de los cabreos, los causantes, son el exterior. Te aseguro que la causa de ese mal, viene de ti, no del Gobierno o de los compañeros de trabajo.

¿Cómo sería el mundo si los integrantes del mismo no vivieran todo el día cabreados?



  • Ver original en Principios de un Comienzo
  • Publicado el domingo septiembre 29, 2019


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.