¿Que Miedos Te Paralizan? - deGerencia.com

¿Que Miedos Te Paralizan?

¿Alguna vez te pusiste a pensar en qué miedos te paralizan y de cuales eres completamente consciente?

Recuerdo, cuando estaba niño yo le tenía miedo a la oscuridad hasta un día que necesité levantarme en medio de la noche para ir a hacer algo que nadie podía hacer por mi, entonces me pregunté: ¿Y qué le sucede a la gente que no le tiene miedo a la oscuridad? la respuesta fue: “Ellos pueden caminar” mientras tanto, yo estaba paralizado… entonces decidí caminar.

Todos tenemos miedos, aún en nuestra edad adulta, algunos pequeños y otros grandes pero los miedos mas peligrosos son aquellos de los que no nos hemos percatado, aquellos miedos que parecen fortalezas y que no son mas que una trampa de nuestra mente subconsciente para camuflarlos en nuestro diario vivir.

Seguramente quieres ser feliz, tener prosperidad, ser independiente emocional y financieramente pero si te das cuenta de que son sueños no alcanzados encontrarás que es por el miedo a eso mismo que quieres, el miedo a crecer y a recibir lo que otros ya disfrutan y que vez desde lejos como seres privilegiados. Pero en tus conversaciones le dices a tus amigos y seres cercanos “yo soy feliz, por supuesto…”

En general, le tenemos miedo a lo desconocido; es decir a nosotros mismos, a nuestra grandeza y capacidad de creación.

Cuando le tenemos miedo al amor es porque realmente no lo hemos conocido o alguna vez nos lo presentaron de una manera desfigurada.

Cuando le tenemos miedo a la oscuridad es porque realmente no conocemos la oscuridad.

Cuando tenemos miedo y no sabemos porqué, entonces podemos tener la certeza de que nos encontramos frente algo nuevo o desconocido… y ante ello que podemos perder?

Si logramos desarrollar la capacidad de conocernos, experimentarnos y de observar todo nuestro potencial, entonces comenzamos por poseernos a nosotros mismos y ya nada nos controlará pues somos nuestros dueños y los miedos desaparecen o se reducen a los miedos naturales, aquellos que nos alertan para proteger nuestra integridad.

Comencemos por la conciencia y aceptación del miedo ya que si este se niega se transforma en culpabilidad pero si se acepta se convierte en verdad y la verdad libera. Entonces llenémosnos del coraje que da la libertad, tomemos el miedo por el cuello, mirémoslo de arriba a abajo, entendámoslo, pongámoslo frente a nuestros ojos y observemos como se desvanece conviertiendo en luz la oscuridad y dejando libre el camino para nuestros mas deseados sueños.

Los miedos son emociones, como la ira; y así como no se debe reprimir la ira, tampoco se debe negar el miedo. Acéptalo, se metió en ti durante la infancia pero ahora eres un adulto responsable, principalmente responsable de ti, con sueños y deseos. Ten en cuenta que lo único inevitable es la muerte y a ella tampoco le tendrás miedo. Una vez que te liberes de los miedos secundarios y “VIVAS”, la muerte se alejará y solo vendrá cuando hayas disfrutado con las manos abiertas de esta vida que nos fue dada para vivir en grande, amando con profundidad, en libertad… en gozo.

Algo simple (si lo prefieres, consejo): Dedica parte del día para andar descalzo, no te contentes con sentir el piso de la casa; si puedes, ve a donde haya tierra o arena y permite que tus pies tengan ese contacto… se como un niño…corre, rie… se dueño de ti, VIVE!.

Envíame tus comentarios y comparte tus miedos, esa es otra forma de dejarlos ir.

Avatar

Martin Orozco

Coach Profesional Certificado por Fowler Wainwright International Institue y miembro de la International Association of Coaching (IAC). Ayudo a vivir una vida plena através de sesiones personalizadas y de artículos.http://www.martin-orozco.com

Más sobre Martin Orozco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este artículo es Copyright de su autor(a). El autor(a) es responsable por el contenido y las opiniones expresadas, así como de la legitimidad de su autoría.

El contenido puede ser incluido en publicaciones o webs con fines informativos y educativos (pero no comerciales), si se respetan las siguientes condiciones:

  1. se publique tal como está, sin alteraciones
  2. se haga referencia al autor (Martin Orozco)
  3. se haga referencia a la fuente (degerencia.com)
  4. se provea un enlace al artículo original (https://degerencia.com/articulo/que-miedos-te-paralizan/)
  5. se provea un enlace a los datos del autor (https://www.degerencia.com/autor/martin-orozco)