Los retos de Venezuela en el año 2003 - deGerencia.com

Los retos de Venezuela en el año 2003

La calidad de vida en nuestro país ha caído dramáticamente en los últimos veinte años. En vez de movilidad social, tenemos un sistema que produce excluidos y mayor pobreza cada día. Ante esta realidad estamos en la obligación de procurar un Estado Social donde sean compatibles la libertad de mercado con la democracia política y la seguridad social.

Debemos reconstruir un país que brinde seguridad y protección básicas a la gente y sus familias en el presente y futuro cercano. Una inmensa mayoría solicita, no un regreso al pasado sino un Estado que otorgue esas seguridades mínimas.

Para ello requerimos voluntad política que permita realizar reformas decisivas y también el compromiso personal de todos los ciudadanos; lo que debe expresarse en un diálogo social como vía y como método para el procesamiento de los diferentes intereses sociales; para alcanzar un nuevo contrato social sobre cómo construir ese Estado que demandan los ciudadanos (1).

LAS INSTITUCIONES

El diálogo social debe fortalecer la institucionalidad. Cada Poder debe ser realmente independiente; con planes, recursos y presupuestos propios sin más limitaciones que aquellas que de manera expresa les impongan La Constitución y Las Leyes. Deben tener la obligación de presentar cuentas periódicamente al País, y éste contar con vías y mecanismos explícitos para realizar ajustes o cambios según los resultados de la gestión de los responsables en los diversos poderes.

Incluimos en este orden de ideas un Banco Central con independencia para diseñar y aplicar la política monetaria, y que asuma con sus propios criterios las responsabilidades que le asignen las leyes.

LA ESCUELA

El país debe volver a lo básico: el acceso a la escuela. Si aspiramos a mejores salarios para más gente, hay que agregar valor a la producción. La educación juega un papel preponderante para recomponer el contrato social.

El país debe dedicar por lo menos el 7% de PIB a la educación. No para gastos administrativos o burocráticos, sino para que más niños y jóvenes alcancen una educación básica hasta noveno grado, de calidad; y que puedan continuar en la adquisición de un oficio o su formación en institutos superiores o universitarios; preparados para el trabajo, bien bajo dependencia o por cuenta propia.

Si algún oficio hay que dignificar es el del maestro. Todos ellos y ellas son dignos, y merecen un mejor reconocimiento nuestro y de toda la sociedad. Debemos mejorar sus salarios y condiciones socio-económicas; y hacer que los jóvenes que se gradúan en la escuela secundaria quieran estudiar educación, para ser maestros.

La Universidad Católica Andrés Bello, Fundación Polar, Fe y Alegría, y el Centro para la Reflexión y Planificación Educativa, en 1995 presentaron “Doce propuestas educativas para Venezuela”. Invitamos a iniciar el diálogo a partir de ellas (2).

EL TRABAJO

Empresarios y trabajadores deben llegar a acuerdos para hacer frente a esta realidad venezolana. Seguramente tendrán que hablar de una desregulación de las relaciones laborales que permita la supervivencia y crecimiento de las organizaciones empresariales reconociendo sus fines de lucro y que permita de igual manera, en unicidad de objetivos, la supervivencia y crecimiento de los trabajadores.

Se debe evitar a toda costa el cierre de empresas y la precariedad del empleo. Por el contrario, se deben buscar altas tasas de crecimiento de la productividad laboral y la expansión del empleo formal y de calidad.

Deben estar en esa mesa temas tales como modificación de los contratos individuales de trabajo, sistema integral de seguridad social, educación compensatoria para los trabajadores, empleabilidad, revisión de las convenciones colectivas para ajustarlas a las realidades económicas y de resultados de las empresas, distribución de utilidades.

Con el fin de prepararnos para los escenarios que nos imaginamos todos, y de fortalecernos para el inicio del diálogo social sugerido, presentamos algunas ideas que pueden servir de reflexión.

Retos de las empresas:

  • atención obsesiva a la salud financiera
  • mejoramiento continuo de la calidad de los productos
  • costo del capital bastante por debajo del promedio nacional
  • en lo posible, generar ingresos en el extranjero
  • reducir deudas y cerrar posiciones cuyo mantenimiento no sea rentable por si mismo
  • venta de activos que no generen ingresos
  • salida de áreas de negocio que no sean estratégicas
  • desregulación de las relaciones laborales: reducción temporal de horarios con la consiguiente reducción salarial, plan de retiros voluntarios, permisos personales pagados al 50% del salario.

Retos de las personas:

  • Aprender a aprender (3). Los cambios son constantes y vendrán con una mayor velocidad. Lo único seguro es que lo que hoy hacemos mañana será diferente (4)
  • Aprender a convivir (3). Hasta hoy hemos vivido juntos porque estábamos obligados, sabiendo que en nuestra sociedad hay excluidos. A estos excluidos de hoy tenemos que integrarlos: a la educación, a los bienes y servicios como productores y consumidores. No podemos vivir aquí en dos países
  • Agregar valor real y medible a los resultados de su empresa
  • Mantener la empleabilidad. Al día con la tecnología, red de contacto, mentalidad de movilidad, visibilidad, idioma extranjero, productividad por encima de los costos, desarrollo de la vena empresarial (5).

Retos del país:

  • reducción dramática de la pobreza
  • diversificación de la economía
  • reorientación radical del papel del Estado, abocado a la educación, la salud y la seguridad
  • profundización de la democracia y afianzamiento de sus instituciones
  • desarrollo de una ética sólida, basada en la libertad y la responsabilidad individual (6)

Notas:

  • (1): Manuel Simón B., Director Oficina de Actividades para los Trabajadores. OIT
  • (2): UCAB – FP, “Doce propuestas educativas para Venezuela”
  • (3): Equipo Nizkor – Derechos Human Rights – Serpaj Europa
  • (4): Pablo Baraybar Director U.E.N. de Alimentos Empresas Polar
  • (5): Robert Ramsey, The american salesman”
  • (6): Gerver Torres, “Un sueño para Venezuela”

Jose Luis Alfinger

Experto en diseño e implantación de modelos de recursos humanos: captación, selección, desarrollo y desempeño. Diseño de planes estratégicos para recursos humanos. Diseño organizacional. Compensación y pago al personal. Contratación colectiva. Sus competencias incluyen pensamiento estratégico, trabajo en equipo y orientación a resultados, negociación laboral y compromiso con el negocio.

Más sobre Jose Luis Alfinger

Un comentario sobre “Los retos de Venezuela en el año 2003

  • el marzo 8, 2018 a las 5:56 pm
    Permalink

    NECESITO COMENTAR ESTE ARTICULO PARA VENEZUELA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este artículo es Copyright de su autor(a). El autor(a) es responsable por el contenido y las opiniones expresadas, así como de la legitimidad de su autoría.

El contenido puede ser incluido en publicaciones o webs con fines informativos y educativos (pero no comerciales), si se respetan las siguientes condiciones:

  1. se publique tal como está, sin alteraciones
  2. se haga referencia al autor (Jose Luis Alfinger)
  3. se haga referencia a la fuente (degerencia.com)
  4. se provea un enlace al artículo original (https://degerencia.com/articulo/los_retos_de_venezuela_en_el_ano_2003/)
  5. se provea un enlace a los datos del autor (https://www.degerencia.com/autor/alfinger)