Un virus aún más mortífero : El Miedo. - deGerencia.com
NOTICIA

Un virus aún más mortífero : El Miedo.

“El miedo es como el fuego. Si lo controlas, te calentará y te mantendrá vivo, pero si te controla a ti, te quemará y te destruirá..”

Se nos va la fuerza por la boca.

Nos hemos pegado varios meses hablando de que por fin la sociedad va a cambiar. Que por fin vamos a ser más solidarios, que por fin vamos a conciliar en las empresas, que vamos hacia un liderazgo más humano, que somos más respetuosos con los demás…¿Y qué es lo que acabamos haciendo?

¡¡MÁS DE LO MISMO Y LIDERADOS POR EL MIEDO!!.

Jamás quitándole importancia a todo lo que ha ocurrido con el bicho, el peor virus que el ser humano puede sufrir es el miedo.

Hay personas que lo consideran como el impulso que necesitan ante la incertidumbre que están viviendo. Es ése plus para dar un paso adelante cuando los demás están bloqueados o tapándose con la manta esperando a que la tormenta pase.

Luego están las personas que con la boca llena hablan de que toda crisis es una oportunidad para el cambio, que la sociedad va a cambiar, que tenemos ante nosotros una gran oportunidad de ser mejores. ¿Y qué acaban haciendo después de que nos dejen salir de casa?

¡¡DONDE DIJE DIEGO, DIGO QUE NO ME ACUERDO!!.

Personas que hablan de una transformación y luego las oyes hablar en corrillos diciendo que tienen un miedo a la competencia, que lo que dicen a lo que hacen va una distancia más grande que el estrecho de Gibraltar, que quieren llevarse bien con todo el mundo porque no quieren problemas con los demás o las personas que habla de un tema uno y al día siguiente, otro ya está escribiendo de lo mismo, porque le parece que será la moda a seguir.

EL PARAR NOS HA DADO MUCHO MIEDO. ¿POR QUÉ? PORQUÉ NOS ESTABA MOSTRANDO LA PUTA REALIDAD.

La realidad que estábamos aparentando ser algo que no éramos y a lo que estábamos muy apegados. Apegados porque nos daba reputación, estatus, ego y poder, pero que en realidad no era oro lo que relucía. La realidad que no éramos tan buenos como decíamos ser, ya que por detrás estábamos fracasando en proyectos personales o de vida. La realidad de que estábamos viviendo una vida de farsa en muchos aspectos de la misma. La realidad que creíamos que teníamos amigos “influyentes” y cuando les pedíamos un favor, no nos hicieron ni caso y luego pataleábamos como niños reclamando su atención. La realidad que vamos a intentar unirnos a otra serie de personas, que las que ya he hecho la pelota y me he aprovechado de ellas, ya pasan de mí.

Por eso hablamos tanto de la “normalidad”, porque en muchas situaciones, lo deseamos, ya que esperamos volver a lo que “creíamos” ser antes y no a lo que realmente somos de verdad.

Volvemos a la normalidad para no pensar, para que la gente no vea quienes somos de verdad, para adentrarnos entre la muchedumbre, para seguir las modas que imponen los demás y no para descubrirnos, mostrarnos y darnos a los demás desde nuestra autenticidad.

El peor virus que podemos padecer es el MIEDO.

En una sociedad en la que está de moda “aparentar” que eres un buen profesional, que eres un buen padre/madre, que eres un buen amigo o que eres una referencia en redes, sufrimos en silencio, el miedo que nos descubran que no somos tal cual aparentamos ser.

Ahora la palabra de moda, es “vulnerabilidad”. No hay que tener miedo a ser vulnerables, no hay que sentir vergüenza por sentirnos vulnerables, y cosas así…Pero yo me pregunto, ¿Están los seres humanos preparados para mostrarse como son de verdad ante ellos mismos y ante los demás?

¡¡NOO!!.

Porque la puta moda es aparentar, y no ser. Y si no aparentas que eres algo, creerás que el vecino se va a reir de ti, que no vas a ser nadie en la vida y que te espera un futuro muy negro.

No creo en la palabra vulnerabilidad.

Porque parece que estás pidiendo perdón a los demás por ser como eres, te sientes desprotegido ante lo que crees que está ocurriendo. Y eso no es así. Lo que pasa, es que no se nos ha enseñado y me parece que no va a ser así durante mucho tiempo, A LIDERAR NUESTRAS VIDAS. Y luego pasa lo que pasa. Que tenemos miedo a todo que pueda “remover” un poco los cimientos de una vida creada de forma “artificial” y no de manera “orgánica”.

No es vulnerabilidad, no es buscar la compasión ni la autocompasión, es el momento de liderar tu vida, de coger el toro por los cuernos, simple y llanamente.

No te estoy diciendo que los que se conocen ( recuerda que es un proceso que dura toda la vida ), nunca tengan miedo. Al revés, y mucho tienen. Pero lo que han hecho, es utilizar ese miedo, ahora y siempre, para evolucionar, no para seguir aparentando. Para adelantarse a las circunstancias, para seguir creciendo.

Creo tenemos miedo a la muerte, a la soledad, a que nuestro equipo baje a Segunda División, pero el peor miedo que podemos tener es a ser NOSOTROS MISMOS.

Miedo que a la vez es el gran regalo que la vida nos está dando, SER NOSOTROS MISMOS. Pero no le hacemos ni puto caso, preferimos aparentar que ser.

Queremos el éxito, queremos la felicidad, queremos se nos reconozca nuestro trabajo, queremos muchas cosas en la vida, pero todo empieza y termina EN EL MIEDO DE SER UNO MISMO.

¿Cómo son las personas que cambian el mundo? ELLOS MISMOS

¿A qué tienen miedo las personas que quieren cambiar el mundo? A SER COMO LOS DEMÁS

¿Qué característica tienen las personas que son felices? ELLAS MISMAS.

Nos preguntamos , y ahora más que más , ¿A qué hemos venido a este mundo? . Y nos hacemos pajas pensando a qué es lo que nos tenemos que dedicar, cuando realmente, todo es más fácil, SER NOSOTROS MISMOS.

Nuestra ocupación, a qué nos tenemos que dedicar, es consecuencia de ser nosotros mismos, de no tenernos miedo a quienes somos, que sentimos ni al qué dirán.

El mayor virus que podemos padecer es el miedo a ser nosotros mismos. De ti depende las medidas que pongas preventivas al respecto.

¿Y tú a qué tienes miedo?



  • Ver original en Principios de un Comienzo
  • Publicado el jueves junio 11, 2020


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.