¿Está el mundo entrando en la era post-imperio de los EEUU? Hay figuras destacadas que ya lo asumen como cierto - deGerencia.com
NOTICIA

¿Está el mundo entrando en la era post-imperio de los EEUU? Hay figuras destacadas que ya lo asumen como cierto

La Historia es una continua sucesión de imperios que sucumben, y de imperios emergentes que toman al asalto los restos que quedan de los primeros. No contamos nada nuevo cuando decimos que, como todos los imperios, el imperio estadounidense habrá algún día en que también caiga, y que en ese momento llegará otra superpotencia a ocupar su lugar, ejercer la dominación mundial, y controlar terceros países con el fin último de ejercer sobre ellos su poder y vivir a costa de ellos.

Hoy debemos hacernos eco de ciertas voces que actualmente, ya no es que auguren que la caída del imperio estadounidense sería inminente como analizamos en el pasado, sino que directamente afirman que ya hemos entrado de lleno en la era del post-imperio estadounidense. Y no duden de que ya hay otras superpotencias caninas por quedarse con lo que serían esos supuestos restos del imperio de EEUU.

Si la “ciudad eterna” que es Roma también cayó con su vasto imperio, cualquier otro imperio también acabará cayendo en algún momento

Esta El Mundo Entrando En La Era Post Imperio De Los Eeuu Hay Figuras Destacadas Que Ya Lo Asumen Como Cierto 2
El caso es que, por muy plácidos que vivan algunos bajo el imperio estadounidense, y por mucho que quieran extenderlo en el tiempo para alargar al máximo posible su placidez, creo que la realidad más objetiva es que no está en ningún caso en cuestión que dicho imperio vaya a acabar cayendo algún día como imperio global. Y en el mundo globalizado en el que vivimos hoy por hoy, esa posibilidad sólo abriría dos posibles escenarios subsiguientes. O bien la dominación mundial sigue teniendo carácter global y llega otra superpotencia a ejercerla, o bien acabamos yendo definitivamente a ese mundo regionalizado con varias superpotencias como líderes regionales. Éste último es un escenario también probable que ya les expusimos cuando analizamos cómo la globalización había entrado en una fase al ralentí: la Slowbalization.

Pero si va a acabar habiendo un nuevo líder global o varios líderes regionales no dependerá tanto de las ambiciones de otras superpotencias, como de los restos que queden del imperio estadounidense. Si EEUU logra reinventarse y refundar su sistema socioeconómico, sin descartar que pueda despertar de nuevo pasiones entre los países desarrollados, lo que es seguro es que muy probablemente al menos se erigiría en líder regional de su área geoestratégica de influencia. Pero esto no será tampoco porque no haya otras superpotencias regionales haciendo denodados esfuerzos por tomar el poder mundial al asalto, y no ceder ni una sola parcela de poder en lo que aspiran sea su futuro imperio propio: ¿Por qué limitarse a ser un líder regional cuando pueden optar a lucrarse y vivir de todo el resto del mundo? La ambición humana y la sed de poder de nuestra especie es así: nunca es suficiente, y todo imperio quiere el máximo poder que pueda ejercer (y el máximo dinero que pueda recaudar de otros países, obviamente).

Y no crean que esto son conjeturas o ideas con poco fundamento de un servidor. Esos otros aspirantes a líder imperial ya están a día de hoy haciendo denodados esfuerzos para catalizar ese momento “Big Crunch” del imperio estadounidense, y además para tratar de conseguir que llegue cuanto antes. Maniobras como el salto de la guerra comercial a la lucha por la hegemonía mundial en divisas ya serían una buena muestra de ello, y ya hay voces que claman por “desacoplar” el Yuan del Dólar para hacerlo un aspirante a divisa hegemónica global. Esto son hechos, al igual que lo es la propaganda que se instrumentaliza como herramienta de conquista socioeconómica, y que a algunos tanto les cuesta ver. Simplemente miren un poco a su alrededor, consulten información y fuentes rigurosas, y conserven un espíritu crítico (y autocrítico) saludable: la combinación de todo ello les permitirá apreciar la realidad de lo que nos están echando encima para someternos, pero que tratan por todos los medios que no sea evidente para tenernos narcotizados hasta que sea demasiado tarde.

Si ese momento del ocaso del imperio estadounidense está llegando ahora mismo, es algo que no sabremos 100% seguro hasta que éste no haya caído definitivamente. Tengan en cuenta que este ocaso podría incluso degenerar en una época sostenida de decrepitud, en lo que puede llegar a ser un largo proceso que, en otros casos como el del Imperio Romano, esa época cuesta abajo llegó a durar literalmente siglos, con varios emperadores imperando en el “mientras-tanto” y a cada cual más auto-destructivo. El final de la historia ya lo conocen perfectamente, y acabó con el caballo de Atila machacando Occidente con sus cascos, y haciendo que la hierba no consiguiese crecer de nuevo durante siglos de oscuridad socioeconómica, al menos en comparación con lo que había sido el floreciente Imperio Romano…



  • Ver original en El Blog Salmon
  • Publicado el jueves agosto 13, 2020
  • Noticia local de Estados Unidos


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.