¿Cuánto deberías dar de propina a los choferes que te hacen entregas de comida a domicilio? - deGerencia.com
NOTICIA

¿Cuánto deberías dar de propina a los choferes que te hacen entregas de comida a domicilio?

Ellos hacen un gran trabajo llevando tus sagrados alimentos a tu casa u oficina cuando tú no puedes o no deseas ir hasta el restaurante. Por eso, es muy importante que le demos siempre lo justo, para que su esfuerza sea bien recompensado.

Para pedidos de entrega que te salen en $20 dólares o menos, lo esperado es que des una propina mínima de $3 dólares. Por otro lado, si ordenaste algo cuyo costo es de más de $20, entonces tendrías que dar un 10% o 15%, pero nunca menos de $5 dólares.

Aunque está establecido que $3 dólares es lo mínimo esperado, deberías considerar si en realidad deberías dar tan poco. Sólo piensa en el trayecto que tuvo que hace el chofer del restaurante a tu casa y pregúntate si hacer ese viaje vale solamente el mínimo. Además, si te hicieron una entrega puntual y el trato fue educado, quizás se haya ganado que le agradezcas con una mejor propina.

¿Cuándo habría que dar más propina?
Siempre debes tomar en cuenta las distancias que tiene que recorrer el chofer para hacerte la entrega, además de las condiciones en que hace el viaje.

Por ejemplo, deberías ofrecer una mayor propina de la que normalmente das cuando:

–Hay mal tiempo, como granizo, aguanieve, nieve, lluvia, entre otras inclemencias. Recuerda que el camino para el conductor es más peligroso en estas circunstancias.

–El conductor tiene que viajar más de 5 millas de la tienda hasta tu casa para completar la entrega.

–Durante las horas de mayor demanda de pedidos. Por ejemplo, cuando hay eventos deportivos televisados, ya que los conductores deben trabajar más duro y rápido para entregar la comida caliente.

–Si el conductor te dio un trato preferencial o excepcional.

Qué hacer si el servicio es malo

Si en este caso decides no dar propina, lo recomendable es llamar al gerente de la tienda y explicar que no diste nada debido al mal servicio. El asunto es que, muchas veces, el problema con la entrega no tiene que ver con el conductor, sino con la persona que preparó la comida o con algún supervisor que hizo que el conductor hiciera demasiadas entregas al mismo tiempo, provocando que llegara tarde a la tuya o con los alimentos fríos.

Como ves, tener estas consideraciones podría ayudarte a ser justo con estos empleados, y a ayudarlos a que se ganen honestamente un poco más de dinero.



  • Ver original en La Opinion
  • Publicado el viernes abril 5, 2019


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.