Las dinastías que se enriquecen con el fabuloso negocio de los superyates - deGerencia.com
NOTICIA

Las dinastías que se enriquecen con el fabuloso negocio de los superyates

Al mirar a través del puerto iluminado por el sol en Mónaco, incluso los inmensamente ricos podrían tener la sensación de que algunas personas tienen más dinero del que pueden gastar. Flotando en Port Herculesse se encontraba una de las exhibiciones de embarcaciones marítimas más espectaculares jamás vistas: 125 superyates con un valor combinado de unos 4.000 millones de euros.

La alineación en el Monaco Yacht Show fue otra señal de cómo la riqueza de los ultrarricos de hoy en día está rehaciendo el mundo de maneras que podrían hacer temblar a muchas personas comunes y corrientes. ¿Seiscientos millones de dólares? ¿Por un barco?

Incluso Henk de Vries, uno de los constructores de superyates más importantes del mundo, ha admitido que nadie necesita uno. “Hago el producto más innecesario que pueda desear, y lo hago tan agradable que aún así lo desea”, dijo hace una década.

Incluso en un momento de preocupante desigualdad y ansiedad por el cambio climático, un número asombroso de superricos quieren superyates; tantos, de hecho, que la familia de De Vries y sus principales rivales constructores de yates, los clanes de Lurssen y Vitelli, se han vuelto fabulosamente ricos.

El negocio de construir palacios oceánicos realmente comenzó en la Edad de oro, cuando los barones y sus descendientes negociaban desde goletas y ha crecido a lo largo de la historia. Los Vanderbilt eran propietarios de un barco de vapor de 101 metros para escapadas a Europa, mientras que el clan JP Morgan construyó varios yates llamados Corsair, cada uno más grande y mejor que el anterior. El Corsair IV de 104,5 metros fue lanzado en 1930 para llevar a la familia a lo largo de la costa este y del otro lado del Atlántico, hasta que fue entregado a la armada británica al comienzo de la Segunda Guerra Mundial…



  • Ver original en Cinco Dias
  • Publicado el domingo octubre 6, 2019


  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.